Mi mejor Noche

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Como todos los sabados ibamos con nuestras amigas a bailar a un antro en plena capital, siempre la misma rutina, llegabamos al pub de la disco, nos tomabamos unos tragos y despues bajabamos a bailar hasta como las 5 de la madruga, de ahi cada una a su casa. Una de esas noches se nos acercan unos jovenes y nos piden bailar con nosotras, generalmente siempre decimos que no, no por que no nos gusten los hombres, todo lo contrario, pero generalmente se ponen puntudos, como los vimos y eran bastantes guapos, aceptamos. A mi me toco bailar con un tipo llamado Francisco, era guapisimo, comenzo a preguntarme las tipicas cosas, cual es tu nombre? a que te dedicas?, etc. llego la hora de cerrar el local y nos ofrecieron llevarnos, eramos tres mujeres y ellos eran 2.

Descargar Video

Llegamos al departamento de Francisco, seguimos tomando unos tragos, y mi galan me pide que lo acompañe en el auto a comprara unos cigarros, en el camino hablamos mil cosas, de vuelta al departamento la conversacion era mucho mas amena, cuando entramos al ascensor me apolle en el vidrio de este y Francisco sin darme casi cuenta, se me acerco y me beso, primero muy ducelmente, despues com mucha pasion, los once pisos no nos dieron mas tiempo que para besarnos, al salir del ascensor me puso contra la pared y siguio besandome, ya estaba empezando a exitarme, me tenia agarrada firmemente de la cintura y de a poco empezo a subir la mano hasta mi bluza y la desabrocho, primero comenzo a chuparme lentemente mis pesones, que estaban durisimos, me los agarraba con ambas manos, yo daba pequeños quejidos, ya que estaba en el pasillo del condominio, me daba miedo que alguien saliera y nos viera, pero estaba tan caliente que no queria que parara, depues una de sus manos empezo a bajar hasta mi vagina, tocandome por encima del vikini, por cierto estaba mojadisima, me hiso a un lado el vikini y empezo a masturbarme, me metio dos dedos, los introducia y los sacaba, me tenia a cien mientras al oido me decia que lo tenia caliente, que lo unico que queria en ese momento era metermelo, estaba escuchando con tanto agrado esas palabras, cuando de repente para y me dice que nos arreglemos y le dijeramos a nuestros respectivos amigos que estabamos cansados cualquier excusa para quedarnos solos, los amigos de Pancho se fueron en un taxi, mis amigas tambien, les dije que se fueran solas ya que hoy me quedaria en el departamento de Francisco.

Al final de tanto esperar nos quedamos solos, no hiso mas que cerrar la puerta al ultimo invitado, para abalanzarce encima de mi, claro muy dulcemente, empezo a besarme con mucha pasion, ya que habiamos tenido un precalentemiento anteriormente, me tomo de la mano y me llevo hacia su dormitorio, me acosto en la cama y me quito toda la ropa, yo estaba boca arriba deleitada con aquel caballerismo que demostraba, me desabrocho las sandalias, me desabotono la mini falda y lentamente me quito el biquini y me comenzo a tocar mi vagina, que nuevamente estaba mojada, el todavia no se sacaba y no me permitia sacarle nada de ropa, solo se preocupaba de mi, y casi sin darme cuenta, ya que estaba con los ojos cerrados deleitandome con sus dedos cuando me comenzo a lamer, guauuuu!!, tengo que confesar que era un maestro en lamer vagina, ya que con su lengua comenzo lentamente a pasarla por todos lados, depues con ambas manos me la abrio despacio y su lengua comezo a moverse rapidamente, no lo podia creer!!, cada vez aceleraba mas el moviemiento de su lengua, ya no podia mas, senti que me venia, y le dije:

– Por favor no pares, sigueme lamiendo, que estoy acabando, ohhh, si, dale, sigue, por favor no pares!!!

Lo cual el acelero el movimiento de su exquisita lenguita, fue el mejor orgasmo de mi vida, ya que nunca nadie habia logrado hacerme terminar con sexo oral, me sente en la cama y me vio con una mirada entre tierna y picara, lo cual interprete de inmediato, ahora le tocaba a el.

Comenze a quitarle la camisa, mientras nos besabamos, al tener toda la camisa desabrochada empeze a besar el pecho, mientras con una mano le tocaba su entrepierna, por lo que tocaba, imaginaba que al introducirmelo iba a ser descomunal, segui besado su cuerpo, bajando de a poco, hasta llegar a su pene, todavia no le abria el cierre del jeans, por lo cual besaba por encima de este, hasta que desabroche el boton y baje el cierre y me encontre con un exquisito pene de por lo menos 22 cms, al verlo, lo mire y con un tono muy coqueto, le dije: ¡ todo esto es para mi!, me contesto: ¡ si amor, te lo dare todo y tan duro, que me pediras mas!, como estaba sentada en la cama y el parado frente a mi, para que estuviera mas comodo ( el muchacho se lo merecia), con una mano lo jale despacio, dandole a entender que queria que se acostara, para poder hacer lo que tenia en mente mejor, se acosto boca arriba, termino de sacarse los jeans, slip y todo, yo tambien termine de sacarme lo poco y nada de ropa que me quedaba, al quedar ambos completamente desnudos con mi mano empeze a sobarle el pene muy despacito, muy suavemente, para que pudiera sentir mas rico, y era tan rico verlo como se exitaba solo con tocarlo, que me acerque y puse su herramienta en mi boca, con la punta de la lengua le bordeaba toda la cabeza, despues con ambos labios subia y bajaba lentamente, hasta que no aguante mas y comenze a chuparsela como una profesional, estaba exitadisimo, estube casi cinco minutos comiendome ese rico manjar, cuando note que ya no aguantaba mas, me retire y comenze a masturbarme al lado de el, luego con sus manos me dio vuelta, quedando de estomago, me puso las manos en la cintura y me levanto las caderas, le estaba ofreciendo la mejor vista de mi sexo, sigio con los dedos en mi vagina, que nuevamente, por arte de magia, estaba nuevamente mojadisima, e incluso mas que antes, dejo de meterme los dedos y comenzo a lamerme, pero esta vez no la concha, si no mi ano, lamia y lamia, yo estaba nuevamente caliente, con su lengua hacia un juego de sube y baja, mi ano y despues mi vagina, yo lo unico que queria era probar esa herramienta que sabia que me haria dar mas de algun grito de placer, de repente senti algo calientito y redondo jugando en la entrada de mi conchita, lo mire y se dio cuenta que estaba preparada para recibirlo, era extraño, sentimos como que estabamos compaginados, como si sabiamos lo que queriamos ambos en el momento preciso.

Y despues de tanto esperar comenzo lo que tanto estaba esperando, lentamente primero comenzo a meterlo, despacio iba avanzando dentro de mi, yo estaba a mas no poder, y sin previo aviso me dio una embestida descomunal, era una sensacion de dolor, sentia que me partiria en dos, pero menos mal que eso fue solo al principio, hasta que el molde se acomodara, ya que nunca habia tenido un pene tan grande dentro de mi, en ese momento estaba, como dicen aca, en cuatro patas, el detras de mi, con moviemiento de mete y saca, que me tenian en el cielo, con uno de mis dedos comenze a tocarme, ya que me encanta masturbarme mientras estan dentro de mi, seguia con su trabajito cuando me dio vuelta y me dejo boca arriba con ambas manos me levanto las pierna y las puso en sus hombros y de nuevo comenzo a metermelo, esta vez lo sentia mucho mas adentro, la sensacion de placer, al menos para mi, no podia ser mejor, estubimos un par de minutos a si, cuando con mis pies lo retire de encima mio despacio, le dije que se acostara, que ahora yo iba acontrolar la situacion, por su cara, vi que le encanto la idea, ahora el estaba boca arriba y me sente encima de el, acomodando su rico pene en la entrada de mi vagina, sentada encima de el comenze a moverme primero horizontalmete, despues de arriba a bajo, el con sus manos agarraba mis pezones, que parecian rocas, y despues agarraba mis pechos enteros, con la manos acerco mi medio cuerpo encima de el para decirme al oido lo rico que lo estaba cogiendo!, que nunca habia gozado tanto, que tenia un culo de comerselo mientras me lo agarraba con ambas manos, yo tambien le decia que tenia una herramienta exquisita, que por mi me lo estuviera metiendo toda la vida, cuando de repente me dijo que ya no aguantaba mas, que acabaria, me retire y comenze de nuevo a chuparselo, comenzo a salir un liquido espeso y muy blanco, medio agri dulce, mientras salia me lo pasaba por toda la cara y por mis pechos, seguia lamiendoselo hasta que quedo exsauto, me levante al baño a lavarme y al volver me quede tendida en sus brazos, me pidio que me quedara el resto de la noche con el, queria que al despertar repitieramos el momento tan rico que habiamos pasado.

Bueno, al amanecer fue tan rico o mejor que antes, pero esa es otra historia que contare en otro momento, aunque no lo crean, esta historia no es ninguna fantasia, y lo mejor de todo es que la estoy viviendo todavia, espero no haberles dado la lata, pero tenia que contarles mi vivencia, a mis 29 años no se puede seguir siendo cartucha, si se puede pasar bien y rico, hay que darle, un beso, y prometo contarle otras de mis historias eroticas, un beso.

si te gusto el relato porfavor dejame un comentario para saber si alguien lees mis relatos

tambien apoyemos a la comunidad de relatos porno: registrate para ir creciendo: https://www.relatosporno.club/registration/

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *