A Sonia le fascina el sexo anal

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Ya les he contado ha ustedes acerca de mis experiencias con Sonia, mi secretaria. Ello me llevó a situaciones que se las he contado en mis relatos anteriores. Después de pasar esa tarde en la casa de Lucy la tía de Sonia, esa mis misma noche me llamó Sonia para preguntarme que había sucedido, como la habíamos pasado. Acordamos que al día siguiente, que era domingo, nos veríamos en su apartamento para contarle acerca de mi visita a la tía Lucy.

Llegué al día siguiente al terminar la tarde, llevaba una pizza (a Sonia le fascina la pizza hawaiana) y un par de piñas coladas en botella, para pasar un buen rato. En medio de la comida y platicando de varias cosas, ella me insiste y pregunta: Haber cuéntame como te fue con mi tía. ¿quieres que te cuente con detalles?, le pregunto. ¡Por supuesto¡ Responde.

Descargar Vídeo

Y, comienzo a contarle con detalles, así como se los he contado a ustedes en mi relato anterior. Estábamos sentados en el sofá, abrazados; y al terminar ella me dice: que excitante, ya me siento caliente; toma mi mano y se la coloca entre sus dos piernas sobre su concha encima de su jeans, empezamos a besarnos acaloradamente, sin detenernos; hasta que ella me dice susurrando en el oído: ¿Sabes cariño? Cuando me cogiste por el culo el otro día me gustó muchísimo, quiero probar otra vez; pero antes quiero que me des una buena mamada en mis pechos, (a ella le fascina que le acaricie, chupe y muerda sus deliciosos pezones, ¿a que mujer no le encanta eso?)

Nos desvestimos delicadamente, sin prisas, besándonos, acariciándonos, disfrutando el calor de nuestros cuerpos, nuestras respiraciones eran cada vez más fuertes. Ella me coloca sobre el sofá sentado con mis piernas abiertas, mi pene ya estaba totalmente erecto y duro, y me dice: que cosa más rica, ¿cómo podría yo decirte que no? Terminando de hablar estaba cuando ya tenía toda mi polla totalmente metida en su suave y deliciosa boquita. Ahhhh grito. Y empieza a jugar y a mamar mi pene con toda su lujuria, con su lengua me lo recorre todo, luego se lo mete y saca despacio, le pongo mis manos sobre sus cabeza y sigo el ritmo de sus movimientos, que rico lo hace.

Luego se pone sobre mí colocándome sus lindos pezones en mi boca. Ahora es tu turno, cariño, hazme gozar por favorrrrr Y empiezo a acariciar con mi lengua el borde de sus pezones, ssiii siiii, me dice, luego suavemente empiezo a chupárselos, no teníamos prisa, así que lo hago lentamente, Ummmm eso esss me dice, quiero disfrutar bastante esto; ella se movía apasionadamente sobre mí, con mis manos acariciaba sus deliciosas y duritas nalgas, en ese momento, le busqué ese agujerito delicioso y le empecé a introducir mi dedo poco a poco en su riquísimo ano, tratando de no lastimarla, Ahhhh Ahhhh gimió, con cuidado por favor. Ella estaba totalmente mojada, con mis dedos le lubricaba su culito, ella gemía de placer; poco a poco le empecé a meter mi dedo mientras le mordía sus pezones, al sentir ella eso exclamó Ayyyy Ahhhhhh no pares, que rico que ricooooo, Mmmmm delicioso; estuvimos un rato así, follándole con mi dedo su culito, mientras le mamaba sus deliciosos pechos.

Creo que ya estoy lista, me dice, la quiero toda en mi ano, cojeme cariño, cojeme. Se levanta , se pone boca abajo y me abre sus piernas poniéndome a disposición su riquísimo culito, cuando la veo en esa posición, no me resisto, con mis manos le abro sus nalgas y empiezo a mamarle ese ano tan delicioso, Ohhh Ohhhh siiii siiii, es todo tuyo, mi amor, es todo tuyo, dice ella, y empieza a mover su culo en círculos, de arriba abajo, eso esss eso esss que rico mamás, ella brincaba de placer en el sillón, cuando de pronto me grita: no pares, no paressss me vengo, me vengooooooo Ayyyyyy que rico y se viene en un delicioso orgasmo sobre mi boca, que maravillosa sensación es sentir que una mujer se venga en tu boca cuando le están dando una gran mamada. Mmmmm Mmmmm, gime suavemente, aún no han terminado sus últimas contracciones, cuando yo me coloco sobre ella, pongo mi pene en la orilla de su ano, se lo abro con mis dedos y suavemente empiezo a introducírselo, cuando ella lo siente puja Uhhhh Uhhhh levanta su culito y ella se lo empieza a meter suavemente, a su propio ritmo.

Ella solo gime despacio y suave Mmmmmm Mmmmmm Mmmmmm que ricooooo, cuando la tengo totalmente adentro empiezo a follarla despacio, se la meto y se la saco despacio, poco a poco, el ritmo va aumentando y empiezo a follarla con desesperación, Ahhh Ahhh gritamos los dos, y seguimos con el movimiento rico de nuestra cogida.

De pronto ya no aguanto y le grito: Sonia que rica estássss que rica estassss y me vengo en una gran explosión dentro de su ano, cuando ella siente mi leche dentro y las contracciones de mi pene, apreta fuertemente su ano para extraer la última gota de semen y empieza a gritar Ayyyy Ayyyyy que riccooooo Ahhhhhh Ahhhhhhh, ella gemía bastante y se aferra fuertemente del sillón, dá un grito delicioso y se viene en un segundo y prolongado orgasmo, los dos estábamos totalmente empapados de sudor, ella se ve preciosa disfrutando largamente su orgasmo mmmm mmmmm gemía suavemente con sus ojos cerrados, que mujer para disfrutar.

Los dos quedamos exhaustos sobre el sillón. Y abrazados permanecimos hasta ya avanzada la noche, acariciándonos y besándonos, disfrutando de nuestros cuerpos; pensando que al día siguiente tendríamos que volver al trabajo. Y la rutina diaria continuó, pero con un delicioso sabor de fin de semana, con Lucy el sábado y con Sonia el domingo.

Quiero conocer tus comentarios, no solo de este relato, sino también de mis otras experiencias, OK? Escríbeme,

Te veo luego

Charly

Si te gusto el relato por favor déjame tu comentario para poder motivarme a seguir escribiendo ya que a veces pienso que nadie me lee

También sígueme en twitter: @putizorrasclub (tengo fotos desnudas)

Escríbeme a mi correo: elizabeth19sousa@gmail.com

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *