lesbico con mi prima Parte 1

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Buenas noches, hoy contare la historia de mi primera vez con mi prima

Eran las vacaciones de verano, mi prima siempre suele visitarnos y quedarse unos meses en mi casa, teniamos 18 para ese entonces, ella se llamaba Antonia, yo ya tenia una pareja, pero nadie de mi familia lo sabia, aunque creo sospechaban, las ganas que le tenia a mi prima eran demasiadas, queria probarla, aunque no encontraba forma de hacerlo, asi que me dedique a insinuarmela, dormiamos en la misma habitación la cual estaba en el segundo piso, si intentabamos algo nadie se daria cuenta.

Despues de un mes, decidí que me la jugaria, al final, si decidia acusarme podria abordar el tema de mi sexualidad, en fin, empeze un lunes, mis papás se habian ido, ellos llegaban hasta la noche, sabia que nos quedariamos solas y empeze en la mañana, la desperte con un beso, ella quedo en shock.

Mi prima: Silvia, ¿Qué haces?

Yo estaba muy sonrojada, pero me di cuenta que ella igual se estaba poniendo roja.

Yo: Antonia, sere sincera, te tengo muchas ganas de hace tiempo, porfavor dame una oportunidad, si no te gusta, puedes acusarme, pero porfavor, dame una oportunidad

Hubo un silencio muy largo en la habitacion, estuvimos en 1 minuto eterno de silencio, un minuto donde creí que todo se acabaria, mi prima, mi amor platonico me rechazaria, pero luego respondio.

Antonia: Está bien, te dare una oportunidad, pero prometeme esto quedare entre nosotras, igual tengo un poco de curiosidad

Yo: Le dije me encantas, quiero hacer tantas cosas contigo.

Deje de hablar y le di un beso que ella siguio, estuvimos casi 10 minutos besandonos y di el primer paso, fui bajando, empeze a desnudarla y yo no aguantaba más, tenia muchas ganas de llegar a su vagina.

Antonia: Silvia, solo apurate, esto me empezó a gustar y estoy muy caliente, solo empieza

Al escuchar eso no aguante, le quite la ropa muy desesperadamente, y empeze a besarla hasta llegar a su hermosa vagina, la cual a mi sorpresa estaba depilada

Yo: Parece que te estabas preparando para algo

Antonia: Siempre hay que estar preparada, ahora callate y comeme

Empeze a comerla, no habiamos desayunado asi que le dije que esperara, que iria a buscar algo, fui, me puse un poco de manjar en los pechos, estaba tan caliente que pase su pan por toda mi vagina, cuando llegue ella estaba abierta, totalmente desnuda, tocandose

Antonia: Porfavor ven y terminemos esto amor

El que me dijera amor, me prendio demasiado, fuí y empezo a chupar mis pezones, empezo a quitar el manjar con su lengua, dando vueltas con su lengua, me volví loca con eso, terminamos de “desayunar” y empezamos

Yo: Creo que no podre aguantar mas, deseo hacer de todo contigo, ese dia solamente nos besamos y le chupe todo el día.

Yo habia dejado todo para los demas dias, mi plan era probar algo nuevo cada día, y asi fue.

Al día siguiente desperte antes que ella, fui y puse mi vagina en su boca

Antonia: Amor, ¿Qué haces?, dijo sin evitar el lamerme

Yo: Te enseñare algo hoy, quiero probar un 69

Antonia: Hazmelo porfavor Silvia, quiero probarte entera, porfavor deja de hablar y empieza

Escuchar eso me calento demasiado, me agache, y empeze a lamerla, estuvimos mucho rato asi, hasta que finalmente me corrí en su cara, ella toda excitaba siguio lamiendome, yo quedaba mas loca cada vez que ella iba mas profundo con su lengua.

Yo: Porfavor, hazme acabar otra vez, porfavor Antonia, hazme tuya por todas las vacaciones le dije gimiendo

Antonia: Creo que me empieza a gustar esto

Sin dejar de lamerme, puso sus pies sobre mi nuca y me hizo agachar, yo confusa no entendia nada, pero ella siguio lamiendo

El tercer día fue mas glorioso aun ella habia tomado la iniciativa, me metio uno de sus colaless en mi boca, y dijo

Antonia: Ahora haremos lo que yo diga, inmediatamente prendio el notebook, puso una porno, y dijo “Jugaremos un juego, quien se corra primero debera hacer de esclavo durante toda la tarde”.

Yo estaba demasiado excitada, le respondí que si, yo queria perder asi que puse todos mis esfuerzos, pero finalmente perdio ella.

Antonia: Bueno, parece que perdi yo, que deseas que haga “ama”

Yo: Bueno, queria ser tu perra, pero parece que hoy tendre el control, quiero que empiezes lamiendo mis pies

Ella sin decir nada, fue y empezo a chupar mis pies como si fuera un pene, lo hacia con cada maldito dedo, eso me mojo demasiado, yo no aguantaba mas

Yo: Perra, buena, me encanta eso, ahora ve a la cocina y trae un poco de cereal y leche

Ella asintio y fue por lo que le pedi

Antonia: Que deseas que haga mi ama

Yo: Metete el cereal y la lecha dentro de tu boca, quiero desayunar

Ella solo lo hizo, se metio el cereal y la leche. Me dijo casi inintengiblemente “Aca esta su comida ama”

Empeze a comer y de lo excitada que estaba, mastique un poco y le escupi una parte a su cara, y otra al suelo

Yo: Ahora maldita perra, come del piso y yo desayunare lo que tienes detras

Antonia: Si ama, hare lo que usted me ordene

Yo no tenia control de mi en ese momento, comi un poco su vagina y me pare, la agarre de su pelo y empeze a darle nalgadas

Yo: Dime que te gusta maldita perra sucia, di que eres una zorra, dime que te gusta que te traten como perra

Ella casi con lagrimas por lo fuerte que la golpeaba respondio:

Antonia: Si, me encanta, porfavor sigue golpeandome, sigue Silvia, me encantas

Yo ya no tenia control de mi, asi que la agarre del pelo, la pare y empeze a darle cachetadas y escupirle

Yo: Maldita zorra, no vuelvas a decir mi nombre, por hoy soy tu ama, deberas respetarme

Me di cuenta que me habia pasado cuando empezo a llorar de verdad.

De algun modo, sabia que le hice daño, pero seguia excitada, me tragaba sus lagrimas y le segui escupiendo hasta que ella ya no pudo mas y se fue a la habitacion, cerrando la puerta

Esto fue la parte uno del relato, la primera semana probamos de todo, el mes que restaba fue algo repetitivo, pero les contare lo que paso los demas dias, porque fueron igual de excitantes y locos que los 3 primeros.

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *