Mi amigo se cojio a mi hermana. relatos eroticos

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Buenas, hoy les voy a contar una historia que ocurrió en su momento. Resulta que mi hermana Sofía (en ese momento de 17 años) se estaba poniendo buena.Siempre tuvo tetas grandes, pero bajó de peso y empezó a usar ropa mas ligera. Rubia,flaca, tetona, linda de cara y con un trasero aceptable (Ya se dan una idea). Y yo (en ese momento 19 años), como hombre que soy, la empezaba a mirar con otros ojos.
Un día subiendo a mi cuarto la vi en ropa interior cuando se cambiaba en el suyo. Completé el tramo hasta mi habitación, sin que ella me notara, y mi cerebro empezó a maquinar una idea tan morbosa como excitante.
Mientras se duchaba, le miré el celular para ver si era virgen, y cuando confirmé que todavía lo era y ni siquiera había pasado de besos, por alguna razón me excité más todavía.
En fin, yo tenía un amigo, Lucas (flaco, normal) que venía prácticamente todos los fines de semana a dormir a mi casa. No era mi mejor amigo (aunque casi), pero al no compartir un grupo con él, siempre nos juntabamos los dos solos. Si bien nunca vi nada “sospechoso”, asumía que mi amigo se sentía atraído por mi hermana, al menos un poco. Mas allá de que nunca hubo onda ni nada, no hay hombre al que no le guste una linda mujer, no?
Pasados 5 minutos de la ducha, me acerqué al cuarto de Sofi y le pedí entrar, para charlar un poco.
-Que pasa?- me preguntó, extrañada
-Nada, quería preguntarte que onda tu finde- respondí, sonriendo inocentemente
-Que te importa ?-
-Dale, para ver qué hago yo-
-Bueno nada, me quedo viernes y sábado, las chicas no pueden salir este finde-
-Ah bueno, listo entonces. Chau tonta- Y me fui, riéndome. Sofi no tenía idea, pero el plan había empezado.
A los pocos minutos fingí una llamada de Lucas, y me puse afuera de la habitación de mi hermanita. Hablaba lo bastante fuerte como para que mi hermana lo escuche, pero tampoco gritando; además de nombrar el nombre de mi amigo para que mi hermana sepa que es él. Después de fingir por unos minutos, empecé con la parte clave:
-Sofi? Que pasa con ella?

-Yo que se si le pareces lindo

-Bueno después hablamos, chau.- Mientras cortaba, escuché cómo se abría la puerta detrás mío y mi hermana salía de su habitación.
-Que pasa Fede? Era Lucas? Y por qué mencionaste mi nombre?
Yo, haciéndome el difícil – Nada nada pendeja-
Ella me agarró y me arrastró a su cuarto. -Decime ya-
Di un largo suspiro
-No es nada Sofi, me dijo Lucas que te re daría, nada mas. Que te pusiste re linda- Admití con cara de derrotado, aunque sonriendo para mis adentros.
-Jajaja en serio? Mira vos, tranquilo, no le voy a decir que me dijiste-
-Chau pendex.- Le tiré, mientras me iba “enojado”. En realidad, nunca me había sentido más excitado. El morbo me estaba matando. Esperaba que Sofi se quedara pensando.
Al día siguiente (jueves), llamé a Lucas y le dije que se quede el viernes a dormir en casa. Como mis viejos se levantan temprano el sábado, seguro se iban a dormir temprano (igual, desde arriba no se escucha nada de lo que pasa en el piso de abajo, donde está el living con un sillón grande y una mesa, la cocina, y un cuarto adicional con una cama). A la tarde me fui a comprar una botella de 1,5lt vodka, para preparar lo que iba a pasar mañana.
Ya la tarde del lunes, esperaba a Lucas y repasaba el plan en mi mente. Estaba bastante nervioso ante, potencialmente, una de las experiencias mas intensas de mi vida. Cuando por fin llegó mi amigo, alrededor de las 18hs, charlamos un rato y nos pusimos a jugar a la Xbox, un poco de FIFA. Mientras jugábamos, puse en práctica la fase 3 del plan:
-Che. no sabes lo que me dijo la pendeja de Sofi el otro día-
-Qué? Preguntó Lucas
-Bueno, estabamos charlando así nomás y me tiró de la nada que te re daría jajaja- Reí falsamente
-Jajaja que atrevida eh-
-Si, mal.- Y rápidamente cambié de tema. Esperaba que Lucas también se quedara pensando.
Ya alrededor de la 1, mis viejos ya se habían ido a dormir. Estábamos jugando en la comu cuando me incorporé repentinamente.
-Que pasa gil? Jajaja-
-Me olvidaba, tengo un vodka que me sobró del finde pasado, cuando salí con los chicos- Mentí
-Epa, bueno, démosle entonces- Me dijo, sonriendo.
Fui a recogerlo y agarré también la marihuana que me quedaba.
-Esaa- Tiró Lucas, entusiasmado, sin saber lo que pasaba por mi mente.
-Che, no podemos tomar todo solos. Querés que le diga a Sofi?- Le pregunté
-Tu hermana? Jajaja nunca ni le hablamos-
-Ya se, pero bueno, no quiero morir de un coma alcohólico jaja-
-Bueno, fue, decile-
Subí las escaleras silenciosamente hasta llegar al cuarto de mi hermana. Toqué la puerta y le expliqué que teníamos alcohol y porro. Aunque se extrañó un poco aceptó la invitación. A esa edad no se rechazan cosas así.
Bajamos, ella con una remerita de piyama que le queda corta, por lo que se le veía muy bien el escote, y unos joggins normales.
Empezamos a tomar y a fumar, la conversación era principalmente entre Lucas y yo, mientras Sofía apenas acotaba cosas. Al pasar, yo comenté dos o tres veces que no tomaba alcohol hace mil años, para que lo creyeran si me “pegaba” fuerte rápido.
A la media hora ya veía como le hacía efecto en Lucas y Sofi, mientras que yo fingía que estaba re mal, aunque estaba bastante sobrio. Al rato me hice el que tomé demasiado y me tire en el sillón, haciéndome el dormido. Ahí empezó la fase 4.
Esperé pacientemente mientras ellos empezaban a hablar de trivialidades y demás. Al ratito Lucas propuso jugar al juego “Verdad o consecuencia”. Y cada consecuencia venía con un plus, un trago de vodka. Empezaron con las preguntas picantes a los pocos minutos:
Mi hermana eligió verdad.
-Te parezco lindo?
-Bastante- Rió mi hermana, ebria y un poco porreada.
Lucas-Verdad
-Yo te parezco sexy? O muy niña?
-Para nada niña, me pareces muy sexy- Sonrió Lucas.
Sofi-Consecuencia
-Tienes que agarrar un cubo de hielo y sostenerlo en tu escote hasta que se derrita-
-No!- Se reía Sofi, que por su tono parecía un poco caliente, aunque Lucas seguro estaba más.
-Lo tienes que hacer, es el juego-
Mi hermana agarró un cubo del congelador, se sentó en la mesa, y puso el cubo en el medio de sus tetas, contenidas y apretadas por esa remerita y sin sostén.
A todo esto, yo tenía una vista privilegiada de ambos y, de mas está decir, el morbo me estaba matando.
Lucas se deleitaba mientras veía como se marcaban los pezones de la hermanita de uno de sus mejores amigos. Luego de chequear que su amigo estuviera durmiendo, eligió consecuencia.
-Tienes que sacarme este cubo con la boca, sin tocarme la piel, ponerlo adentro de tu vaso, y tomar el trago de vodka. Si me rozas, tu castigo será poner dos cubos dentro de tu calzoncillo.- Desafió Sofi, a quien el alcohol y la marihuana parecía haberla puesto a mil.
Lucas sonrió, fue hasta la silla de Sofi y vi como le sacaba el cubo sin apenas rozar la piel de los pechos de mi hermanita. Lo puso en su vaso y tomó el trago, triunfante,
Sofi-Verdad
-Has visto alguna vez un miembro masculino?
-Nop
-Lucas-Verdad
-Dime. Estás ejem… estimulado en este momento?- Y largó una carcajada
-Pero que dices niña, claro que no- Sonrió mi amigo
Sofi-Consecuencia
-Hmmm bueno. Quiero que intentes hacer fondo con un vaso lleno de vodka. Si puedes, bien, si no, tendrás que sacarte lo que tengas debajo del pantalón y tirarlo a la basura- Dijo Lucas, mientras miraba para combrobar que yo estuviera dormido.
-Jajaja bueno, ya verás como puedo tomarme un vaso entero”
Sofi se sirvió un vaso al tope, y comenzó a tomar. A la mitad, no pudo más y tuvo que parar, encima habiéndose derramado por la remera. Con cara de nada, se quitó la bombacha tapándose con una manta, y la tiró a la basura, ante la atenta mirada de Lucas. Ya se notaba la tensión sexual en el ambiente.
Lucas-Consecuencia
-Bueno, vas a lamentarlo eh-Dijo Sofi riendo coquetamente-Dijiste que no estabas estimulado, ahora lo tendrás que probar. Quítate el pantalón y tíralo a la basura. Si mentiste y la tenés parada, dejo que no tomes un trago esta vez. Si no la tienes parada, te dejaré darme un beso en el cuello. Como premio por decir la verdad-
-Bueno, aquí vamos- Lucas se bajó los pantalones los tiró a la basura y miró a mi hermana. No estaba empalmado del todo, y al tener boxers sueltos no se notaba su media erección del todo.
-Felicitaciones. Bésame el cuello si quieres- Y vi como mi amigo le estampaba un chupón tremendo a mi hermana en el cuello. Se notaba que ambos estaban calientes.
Sofi-Consecuencia
-Dame un beso donde prefieras
Mi hermanita se levantó y, con una sonrisa pícara, apoyó sus labios contra los de mi amigo, para luego meter la lengua dentro de su boca. Yo miraba extasiado cómo mi Lucas y Sofi se comían la boca, hasta que unos segundos después Sofi apoyó las manos en el pecho de mi amigo y lo alejó de su boca.
Lucas-Consecuencia
-Toma dos tragos de vodka, yo también. Luego párate y si estás empalmado, me iré a dormir. Si sigues sin, lo tomo como un desafío personal y tendrás que tratar de mantenerte así mientras yo trato de cambiarlo.
Lucas hizo un notorio esfuerzo por unos segundos, luego se paró para dejar entrever una media erección. Mi hermana me miró, a ver si estaba dormido, lo cual pensó porque yo estaba en una posición donde no se veían bien mis ojos entreabiertos, y observé como mi hermana llevaba a mi amigo, en boxers, para la habitación de unos metros más lejos.
Sigilosamente me acerqué al cuarto donde fueron y lo que vi fue lo que esperaba.
Mi amigo y mi hermanita se estaban besando apasionadamente, pero Sofi lo frenó en seco.
-Para, para- dijo, con una sonrisa- tenemos que jugar otro juego ahora
Lucas la miró, con ganas de arrancarle la remerita -A ver, que juego?-
-Es así. Por turnos, decimos una cosa verdadera o falsa acerca de nosotros mismos. Si adivina el otro, se quita una prenda al que dijo la cosa. Ok?
-Ok
Se sentaron en la cama, uno enfrente del otro en posición india, mi hermanita con la remerita mojada, que estaba para arrancársela en mil pedazos, medias y pantalon largo y mi amigo en boxers, medias y remera.
Sofi: He besado a más de cuatro hombres.
Lucas: Hmm falso.
Sofi extendió las piernas y se quitó sus dos medias y las tiró a un costado
L: Soy virgen
S: Verdadero
Lucas no se quitó nada y se rió
S: Esta remerita la tengo hace más de 3 años
L: Verdadero
Sofi amagó a sacarse la remera ante la atenta mirada de Lucas, pero no lo hizo.
L: Me gusta el fúbol
S: Verdadero! Jaja
Lucas se sacó las medias, ansioso
S: Me gusta el hockey
L: Verdadero
Y Sofi se quitó la remera, dejando sus grandes y firmes pechos al aire, riendo ante la mirada intensa de Lucas. Mientras tanto, yo me estaba conteniendo las ganas de ir al baño y liberar la tensión.
L: Te estoy imaginando sin el pantalón, jaja
S: Hmmm verdadero?
A lo que Lucas respondió sacándose la remera. Se inclinó para besarla pero cuando quiso tocar una de sus tetas, mi hermana le cortó el rollo, diciéndole que espere.
-Sólo se puede tocar cuando no haya mas nada que sacarse, salvo las ganas- Y sonrió picaronamente
S: Soy del signoEscorpio
L: Ehh verdadero
Y Sofi, sonriendo, se puso de pie y comenzó a bajarse el pantalón, primero dada vuelta, hasta que el pantalón cayó al suelo. Después se puso de frente y se sentó nuevamente. Lucas la miraba anonadado.
L: Bueno, yo soy del signo Capricornio
S: Verdadero
Lucas puso cara de decepción y se quedó. -Que hacemos ahora con vos? No hay nada más que sacarte jaja-
-Bueno, si me contestas bien tendrás una mejor vista-
S: Me he masturbado anteriormente
L: Falso
Sara, sonriendo, se abrió de piernas, dejándole a mi amigo ver toda su vagina perfectamente depilada
-Te afeitas hace mucho?-
-Sí, todas las semanas. Mis hermanas mayores me lo recomendaron-
L: Lograste finalmente empalmarme
S: (Riendo) Verdadero
Lucas se despojó de su boxer y rápidamente se lanzó hacia mi hermana. Comenzaron a besarse pero rápidamente mi amigo bajó y comenzó a chuparle los pezones a Sofi. Ella gemía despacito, mientras Lucas bajaba nuevamente. Mi hermana puso las piernas sobre sus hombros mientras Lucas le comía con furia su vagina. Sofi gemía cada vez más alto, hasta que después de unos minutos alcanzó el orgasmo. Mi amigo le volvió a comer los pezones para luego dirigir su pene a la vagina de Sofi. Sin embargo, ésta lo frenó.
-No, no, soy virgen Lucas- Dijo suspirando, excitadísima.
-Te voy a tratar con cuidado, no te preocupes. Y siempre tengo un preservativo en la billetera- le respondió, mientras le volvía a comer la boca, agarrándole las tetas.
-No se, no se. Bueno, si me contestás ésta pregunta bien, te dejo hacerme lo que quieras. Si no, vamos a despertar a mi hermano y me voy a dormir-
-Uff, bueno, acepto. Lo que quiera eh jajaja- Rió Lucas.
Sofi lo pensó por unos segundos y le dijo, con una sonrisa de medio excitada/medio ebria:
Me calienta que seas amigo de mi hermano.
Lucas le respondió “Verdadero” y, al ver asentir a Sofi, le volvió a comer la boca.
Y, así como en una película, vi como mi amigo le insertó su miembro a mi pequeña, virgen hermanita, que gemía de dolor y placer mientras se la cogían por primera vez. Al rato de estar viendo la salvaje y calenturienta cogida a mi hermana, lo que vi a continuación me impulsó definitivamente a sacar mi miembro del pantalón y tocarme: Lucas movió a Sofi, la puso en posición de perrito y mientras se la metía, le introdujo un dedo en el ano a mi hermanita, que gozaba de placer, perdiendo su virginidad.
Luego de veinte minutos, mi amigo quitó el pene de la vagina de Sofi antes de acabar (el preservativo había quedado olvidado) y le guió la cabeza para que le haga una felación. Lucas acabó en la boca de mi hermanita, que se terminó tragando todo el semen. Le continuó la chupada unos minutos más, para luego tirarse rendida en la cama, desvirgada y cansada. Yo me escabullí a mi lugar original y, unos minutos más tarde, mi amigo se tiró del otro lado del sillón mientras yo veía a mi hermana desnuda yendo sigilosamente a su habitación.
Al otro día, actué como si nada pasara. Se fue temprano así que tampoco se cruzó con mi hermana. Unos días después, revisé el celular de mi hermana y encontré una conversación con Lucas, donde mi amigo le decía que fue una sola vez, que no sacrificaría mi amistad por tener sexo con ella.

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *