La Chica Heterosexual – relatos lesbicos

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Tenía los ojos verdes más intensos y expresivos que yo hubiera visto nunca! Ya los tenía así desde pequeña, pero al volver a encontrármela unos años mas tardes, tenía la misma mirada, divertida e intensa, solo que ya no era una niña, o al menos no tan niña…

Porque apenas tenía 19 años cuando la volví a ver. Alba había sido mi vecina, 6 años menor que yo, cuando aún vivía en casa de mis padres. Y fue hace unos meses cuando me la reencontré en mi gimnasio, aunque no la reconocí, fue ella la que me saludo y al ver sus ojos, la reconocí enseguida!

Yo: “Que haces aquí¿? (al ver que iba con la ropa de los monitores del gym, imagine que quizás trabajaba en mi gym)

Alba: “Estoy de practicas! Terminando un Ciclo de Grado superior en educación física y me han cogido en este gym, llevo dos días”

Me conto que seguía viviendo con sus padres, que estaba pensanado ir a la Uni si la media se lo permitía… Y nos dimos los móviles… A partir de ahí, cada día la veía y hablábamos, al principio solo de tonterías, de gente en común; me ponía al dia de las cosas en nuestro barrio! Luego no se como, también empezamos a hablar por whatsap y skype… Las conversaciones en el gym, en persona, seguían siendo las mismas; pero por mensajes, por whats etc. Nuestras charlas se volvieron más intimas…

Empezo ella hablándome de su último novio y que no quería saber nada mas de chicos… Y partir de ahí el nivel de confianza e intimidad se volvió mayor y yo llegue a hablarle de mi bisexualidad… Lo hice de manera casual, en confianza, pero entonces todo se empezó a centrar en eso…

Ella tenía mucha curiosidad y hablábamos mucho sobre el tema… Demasiado!! Tenía siempre muchas preguntas, aunque siempre (según ella) desde uno punto de vista “heterosexual”, simple “curiosidad”. Pero me daba la impresión de que me miraba diferente… También me di cuenta, que muy a menudo, entraba al vestuario, porque se había dejado alguna cosa en la taquilla… Siempre curiosamente cuando yo estaba en la ducha y era habitual que me pillara desnuda o medio desnuda, entrando o saliendo de las duchas…

Empece a pensar que quizás se sintiese atraída por mi… Pero no lo tenía claro… Quizás solo era mi egocentrismo y mi vanidad… Pero la manera en que me miraba con esos ojos verdes… Y algunas cosas que me decía por whatsap, me hacían creer esa posibilidad…

Fue una tarde, con poca gente en el vestuario, saliendo de la ducha, cuando entro en el vestuario y me vio totalmente desnuda, vi que su mirada iba a mi parte inferior, mientras yo cogía la toalla (sin demasiadas prisas) y me tapaba mientras la sonreía cuando me hizo otra de sus preguntas que hacían crecer mi hipótesis de su atracción hacia a mí (quien sabe si quizás si que ella fuese del todo consciente):

Alba: “Lo llevas totalmente depilado, es sexy”

Yo: “Tu no te lo depilas? Que lo llevas peludete!? Jeje”

Alba: “No, no peludete… Me lo recorto, pero nunca me lo he depilado, no del todo… He pensado en ir a una estiticien, pero me da un poco de corte”

Yo: “Yo me de lo depilo yo misma, incluso se lo he depilado a alguna amiga alguna vez” (no se porque añadí esa última información… Bueno o quizás si que lo se, notaba que mientras por whatsap era muy lanzada con sus preguntas, cuando estábamos en persona, y hablábamos de según que cosas, como que se mostraba timida, pese a que sus ojos siempre se mostraban muy curiosos y me gustaba verla así con esa expresión de timidez en su cuerpo, pero de inquietud en sus ojos)

Alba: “A tus novias?”

Yo: (no puede evitar soltar una carcajada) “Bueno tampoco tengo tantas novias… jejeje, pero no solo a ellas, también lo he hecho a alguna amiga” (lo siguiente, me sorprendio un poco, aunque ahora pienso que tal y como iba nuestra conversación, era posible que Alba tuviera la salida que tuvo)

Alba: “Me lo depilarías a mi también?” (mientras lo decía se le escapo una sonrisa, muy infantil, como de quien propone alguna travesura y creo que luego, como siendo consciente de lo que había dicho, se sonrojo; aunque su mirada, sus ojos, seguían clavados en los míos)

Yo: “Claro, somos amigas, no?”

Pasaron un par de días, en los que nos vimos en el gym y el tema no volvió a salir. Yo no volví a sacar el tema y ella tampoco, deduje que se moría de vergüenza y que había sido algo que dijo sin pensar y de lo que probablemente se arrepentía o quizás incluso se había olvidado… Pero al acercarse el fin de semana  me envió un whatsap…

“Carla, he comprado varios gels y cremas depilatorias y me preguntaba… Si aquello que hablamos… Si me ayudarías a depilarme…”

Por lo visto ni se arrepentía ni se había olvidado… Yo era consciente, que ella me atraía, pese a ser mi vecina a la que había conocido de niña… Y sabía que tenerla desnuda o semi desnuda y depilarla podría ser una tortura para mí! Más teniendo en cuenta su “supuesta” heterosexualidad… Pero y si no era tan heterosexual y si lo que yo pensaba era posible¿?

Llego el sábado y la recibí en mi casa, aunque había algunas de mis compañeras, a las cuales les había dicho que venía una amiga, que era como una hermana pequeña; pero cuando llego Alba y la vieron, mientras me la llevaba a mi habitación no pude evitar ver sonrisas de una de mis compañeras, y como me decía con su mirada “Si Carla, una hermana, no te lo crees ni tu!!”

Ya en la habitación tenía preparada una toalla en mi cama, note que estaba algo nerviosa, inquieta, pero también decidida (no sabia yo bien a que aun), lo veía en sus ojos.

Alba: “Me desnudo y me tumbo en la cama?” (no pude evitar sonreir)

Yo: “Has traido crema, gel y todo?” (lo saco de la mochila y leí las instrucciones, eran una marca algo diferente a la mía pero el método el mismo), “si quieres déjate la camiseta, pero si, deberías quitarte la parte de abajo si quieres que te depile” (le dije divertida y ella algo seria obedecio y se quedo desnuda de cintura para abajo, vi que lo tenía bastante vello, aunque bien recortado y limpio)

Me coloque también en la cama, y empece a estenderle la crema por la zona que nos interesaba. Ella se estremeció y le sonreí.

Alba: “Perdona, es que esta muy fría… Me dolerá??”

Yo: “No duele!! Solo es crema!!”

Alba: “No… pero luego cuando me pases la espátula y me retires la crema”

Yo: “No! Jeje, tranquila, dejame que te la extienda bien (no pude evitar excitarme un poco, pero lo disimule, lo mejor que pude), yo uso otra crema, pero igual… Una vez extendida, esperamos unos minutos y luego cuando te pase la espátula, no te dolerá nada y te dejare depilada!”

Vi que asentía y se mordía el labio inferior, mientras yo terminaba de extenderle la crema… “Quedate un momento asi quieta, relájate, voy a lavarme las manos y asi esperamos que haga efecto”. Al volver vi que se había movido, porque la parte de arriba, estaba totalmente desnuda… Al ver que la miraba, se ruborizo y me hizo gracia que me daba una explicación…

Alba: “Es que la camiseta, me parecía que iba a mancharse de crema… Y no llevaba sujetador… Que he ido esta mañana al gym y se me olvido echar uno de repuesto…”

Yo: “No te preocupes!! Jeje, además tú me has visto muchas veces desnuda en el gym! Es justo que yo te viera alguna vez!! Creo que ya habrá hecho efecto la crema, te la voy a quitar!”

Y eso hice, empece, a retirarle con la espátula la crema y los pelitos iban saliendo con facilidad… Al terminar la limpie primero con unas toallitas húmeda que incluía la crema, y luego la seque con la toalla.

Alba: “Que tal? Ha salido todo?” (dijo incorporándose un poco para mirarse)

Yo: “Claro! Soy una profesional! Ahora tus novios no tienen excusas para no darte una buena sesión de sexo oral!”

Alba: “No tengo novio! Y nunca me han hecho eso, darme sexo oral… Bueno, algún beso, pero no en plan… “

Yo: “… No en plan comerte hasta el final?” (acabe la frase por ella, que asintió) “que dices!!! Vaya novios los tuyos (aunque no era tan extraño, era una cria de apenas 19 años, que podría haber tenido 2 o 3 novios, y de su edad¿?) pues ahora el siguiente novio que tengas, que te lo coma!!! Que tal y como te lo he dejado, no hay excusas!”

Alba: “Si no hay excusas, tu me lo comerías!?”

Yo: (Sonreí, aunque algo sorprendida; pero pensando que era una broma, en persona no solia hacerlas, pero por whatsap y si que me tiraba bromas con doble sentido a veces… Pero vi que ella no se reía, y vi sus ojos como algo anhelantes a la expectativa) “lo dices en serio?”

Alba: “Te gustan las chicas, no? Lo has hecho otras veces, eso me has contado muchas veces… Así que he pensado (bajo un poco la voz) que no te importaría hacérmelo a mi también” (vaya con la niña!! Quizás no debí haberle contado según qué cosas… Pero qué conclusiones ha sacado esta cría sobre mí!!, que  me dejo convencer para comerle la vagina a cualquiera…)

Yo: “Bueno, si… Me considero entre bisexual y pansexual; pero eso no quiere decir que le vaya comiendo el potorro a todas las chicas!! (lo dije, sonriendo, para suavizar la situación), además, que yo sepa tu eres heterosexual! O es que ahora te gustan las chicas?”

Alba: “Soy heterosexual, creo… Pero tu me gustas, no estoy enamorada ni nada (se puso colorada), pero me atraes mucho y cuando me contabas cosas tuyas con otras chicas… No se, me excitaba un poco imaginarte así… Y ser una de esas chicas… No ser tu novio… No soy lesbiana! Ni bisexual! (dijo como discutiéndose ella misma), pero a lo mejor si soy un poco CarlaSexual (que idiota, pensé riendo por la chorrada que acaba de decir)

Yo: “Así que eres CarlaSexual, jejeje; no me esperaba eso! (dije divertida y ella sonrio), pero esto se te ha ocurrido ahora¿? O llevas tiempo pensando en que te coma el chochete? (dije deleitándome de la situación)”

Alba: “Llevo algun tiempo pensando en ti, al principio me daba vergüenza, sobre todo cuando acababa tocándome imaginando tu cara, tus labios, besándome ahí abajo” (Así que se ha tocado pensando en mí!!! Guau!!! Bueno concretamente pensando que le hacía sexo oral… Vio que yo no decía nada, pero asimilaba la información) “perdona, olvídalo…” (hizo amago de levantarse pero la empuje jugando para que se volviera a tumbar)

Yo: “No he dicho que no! Pero… Antes de que me meta entre tus piernas, ni un beso me vas a dar¿?”

Alba: “Nunca he besado a una chica!” (no pude evitar sonreír, que le coma el coño bien, pero besarme… ya tal…) “pero me gustaría, si, me gustaría besarte, aunque no te importa si yo a ti, no te como el…”

Yo: “… El chocho? (acabe por ella), asi que resumiendo, quieres que te de placer oral, a cambio de nada?”

Alba: “Bueno, podemos besarnos y tocarnos un poco antes…”

Yo: “tienes suerte de que eres divertida y de que no se decirle que no a esos ojos verdes tuyos” (le dije antes de besarla, un beso que ella llevo al segundo nivel haciéndolo mas profundo y con mas lengua, estuvimos enrollandonos un rato, tumbadas…)”

Alba: “Me gusta como besas y tu olor, me gusta mucho”

Yo: “Menos mal que no te gustan las chicas! (bromee, mientras rozaba mis dedos por sus labios vaginales que estaban húmedos, ella me miro seria, nerviosilla)

Alba: “Estoy un poco excitada… No se si a lo mejor así no quieres besarme ahí abajo (dijo preocupada por su humedad), puedo lavarme un poco! (me hizo gracia lo de lavarse, estaba claro que quería que se lo comiera)

Yo: “No te preocupes, y no hace falta que te laves!”

Alba: “Me lo vas a comer de verdad? (dijo pasándome un dedo por los labios, asentí con la cabeza), te puedes quitar la parte de arriba (llevaba una camiseta sin sujetador donde se dibujaban mis pezones, asentí y me la quite, vi que se acerco y me mordio los pechos, jugando, un poco agresiva) jooo también moría de ganas de comerte estas dos siempre que te veía en el vestuario (la deje hacer un poco, me estaba excitando, luego la separe, la bese y la empuje de nuevo, tumbándola en la cama)

Yo: “Bueno, pero tu has venido sobre todo a que te coma el potorro, no?” (y empece a bajar por su cuello, esta vez fui yo la que jugo con sus pechos y segui rozando mis labios por su estomago, su ombligo… hasta colocarme entre sus piernas)

Tenía sus labios vaginales un pelín hinchados y brillantes por la humedad, y su clítoris asomaba un poquitín, estaba muy excitada y eso me excito a mí a su vez… Me coloque muy cerca, y sople despacito directamente a sus labios, como si eso pudiera alviarla, se incorporo un poco “quiero verte mientras lo haces” dijo de una manera que me encendió bastante y decidí darle su primera sesión de sexo oral a esta niña hetero de ojos verdes…

Pegue mis labios a los suyos, y empece a succionar, mientras mi lengua la invadía y recorria su interior, de manera pausada pero sin parar, la “mordia” con mis labios y la devoraba con mi lengua, a veces me centraba en su clítoris solamente, atrapándolo entre mis labios, succionándoselo y haciéndola sufrir de placer, que me demostraba con gemidos y sin parar de mirarme, me encontraba su mirada clavada en mi, cada vez que levantaba la vista… De verdad que pocas veces me había sentido tan observada y con esa mirada de “vicio?”

Alba: “Es genial, es genial… Lo haces super bien… (al final te quitare la heterosexualidad a besos, pensé), cambiemos de posición, tumbate tu mejor (por un momento pensé que quizás quería comérmelo ella a mi, me excito mucho la idea, pero vi enseguida que no era su intención, cuando vi que una vez tumbada venia a “sentarse” en mi cara) Es que quiero verte bien los ojos, la cara mientras lo haces y tumbada, tengo que estar incorporada… y me canso! (que cabrona! Pensé)

Así que en esta nueva posición mas comoda para la señorita! (aunque también para mi) me la comí entera, noté su orgasmo y su corrida, bastante intensa, y bebí todo lo que Alba solto… Pero no se movía, no me liberaba, al principio me hizo gracia, y la bese un poco mas… La miré como diciéndole, bueno ya esta, no? Ella pareció entenderme y sonrio…

Alba: “Carla, porfa, sigue… Sigue besándome… Yo, quiero más, quiero otro! (enserio, pensé!! Pero no le negué el capricho, y noté que mi lengua en su interior, hacía que volviese a gemir… Estaba concentrada y no ví bien que hacía; me parecía, que sin liberarme de entre sus piernas buscaba algo, vi que era su móvil, negué con la cabeza intuyendo lo que quería, e hice amago de quitármela de encima, pero hizo fuerza con sus piernas, mientras con la mano que tenia libre me acariciaba el pelo, aunque era una acaricia que la vez me retenía, era mas fuerte que yo, es cierto que aunque mas joven, era mas alta y curraba mas que yo en el gym) “Por favor Carla… De recuerdo, solo para mí… (esos ojos verdes… quería decir que no, pero deje de resistirme y seguí besándola) Gracias! (como si el hecho de vencerme, de mi docilidad le sirviera de estimulo a los pocos segundos volvió a correrse… Y volví a aceptar su esencia, ella me miraba y también me miraba su móvil) Me encanta que no te resistas, mmm y que no te de asco tragartelo… Es muy excitante…”

Se levanto, liberándome parcialmente y me estuvo mirando unos segundos, se mordio el labio inferior, la sonreí y ella me sonrio…

Alba: “Me tendría que ir…”

Yo: “Puedes quedarte si quieres, no se, podemos hablar si te apetece, es tu primera vez con otra chica…”

Alba: “No, no hace falta hablar nada… Yo… Bueno, no era hablar lo que quería de ti (rio con esos ojos traviesos) y ahora que ya lo he tenido, igual mejor irme (me sentí algo utilizada y sorprendida, debio notármelo), no te enfadas, no? Ya te dije que no soy lesbiana ni quiero una novia… Pero me sentía atraída por ti… Y me ha encantado… Carla… Bueno me voy!”

Yo: “Esta bien… Y si, podemos repetirlo (dije como una tonta a la que habían usado y aceptaba que volviera a pasar) si quieres (recordé el móvil…); pero elimina la foto que me has hecho!!!”

Alba: “No era una foto, era un video!! Dejame que lo guarde, hasta la próxima vez que quedemos, vale? Asi es como mi seguro de que volveré a tenerte para mi y harás lo que yo quiera! (dijo sonriendo y yo asentí también, no pensaba con claridad de lo caliente que estaba), Me encanta que seas tan dócil! (y se marchó! Dejándome con un calentón muy importante)

Fue en la ducha, cuando ya me había desahogado yo misma, cuando me preocupo que tuviera un video mío tan comprometido… Y caí en lo último que me había dicho… Que ahora repasándolo sonaba un poco a chantaje… ¿Y sino volvía a quedar con ella, no eliminaría el video¿? Sonreí para mí, porque sí que pensaba volver a quedar con Alba… Pero quizás debería marcar limites la próxima vez o esta cria acabará pensando que puede hacer que quiera conmigo “¿Aunque tan malo seria?”

Fin!

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *