Mi hermosa Amante

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Suscribete para recibir mis relatos todos los días >> aquí <<

Ya había tenido varios encuentros con ella, tenía 12 años menos que yo y era muy atractiva.

Le encantaba el sexo con distintos hombres, y a pesar de su joven edad tenia bastante experiencia.

Era de esas mujeres calientes que saben lo que quieren, Me hubiese gustado hacerla mi novia, pero era indomable y no quería relaciones serias. Le gustaba encontrar el sexo donde y cuando quería.

Me llamó ese día, de forma inesperada, hacia ya meses que no sabia de ella. En el fondo me daba un poco de rabia, pues el sexo con ella era bien morboso y sensual. Pero desde siempre ella decidía cuando.

Por supuesto yo también tenia sexo con otras, pero ella era bien gustosa.

Me llamó y me dijo que le apetecia tomar una copa conmigo, no siempre esto era sinonimo de sexo con ella. Me dijo que estaba justo en un bar en la plaza cerca de mi casa. Recien salido de la ducha estaba, asi que me vestí, pero de bastante normal, no quería darle la sensación de que la deseaba. Baje y me senté con ella, tomamos unas copas poniendonos al dia. De repente me dice: ” tengo que pedirte una cosa”, “se sincero, si no te apetece pues nada”. Dije que me lo dijera que con ella habia confianza.

Me solto que quería perder la virginidad anal y que había pensado en mi para ello.

La cabeza me empezo a ir a mil por hora, esa diosa todavia era virgen por el culo?

Y me había elegido a mi para desvirgarla, como negarse a ello?

Además al ser un favor pedido me ponia en una situación de ventaja sobre ella.

Al verme pensando y que no había respondido dijo “quiero que me desvirgues el culo, nunca me han follado el culo, por favor”

Ella no sabia si me gustaba el sexo anal, a alguien no? Yo nunca se lo había pedido, aunque algunas veces lo había pensado. Tenía un culo genial, redondo y carnoso.

Ella tenía unos kilos de más, pero bien colocados pues iba casi todos los días al gimnasio, una verdadera mujer española de ojos y pelo oscuro y rizado.No lo pense ni un momento mas, la verdad es que me apetecio, sobre todo por el morbo de pensar que le iba a desvirgar el ojete, ya que nunca pude desvirgarle el coño.

Le dije que estaba de acuerdo- Terminamos las copas y fuimos a su casa, donde ella había preparado las cosas para la ocasion. Al parecer se iba a hacer una lavativa, para dejarlo limpio.

Alli tuvimos una buena sesion de sexo, oral como a mi me gusta, recorri su cuerpo entero, le comí el coño bien comido con mi lengua y me comio los huevos, tal y como le pedí, poniendomela bien dura con una ligera mamada, me aproveche un poco a darle nalgadas al ponerla a 4 patas y pellizcarle las tetas, un poco mas fuerte de lo que suelo hacer es lo que tiene pedir un favor. Por si no volvía a tener sexo con ella, no me importaba portarme un poco mas “brusco” y duro de lo normal.

Por fin la puse a 4 patas sobre la cama, con la cabeza pegada al colchon, le hice ponerme el condon con su boca, mmm que asi mola que te lo pongan. Cogi un tarro de vaselina, que ella había puesto sobre la mesita para la situación, moje mi dedo indice en el bote de vaselina y lentamente fui introduciendolo. Lo saque y volvi a meterlo en el bote bien pringado, volvi a meterlo por su ano, y esta vez mientras la oia jadear, de la sensacion nueva entre dolor y placer supongo, empece un suave mete saca con mi dedo, luego meti 2 y repeti el mete y saca para adaptar su ano. Luego saque el dedo y pringando el preservativo bien de lubricante, empece a meterle la polla, apretando suavemente con la punta.

Mi verga estaba bien dura de la situación, y su ano fue cediendo lentamente abrazando primero la punta y luego todo el tronco, la verdad es que me recree metiendosela lentamente para gran placer mio.

Estaba disfrutando del momento, en parte resarciendome del tiempo que no había podido disfrutar de ella. Ella suspiraba fuerte, con un medio gemido suspiro a la vez. Una vez estuvo dentro del todo, con mis huevos tocando su culo, empece un lento mete y saca. Me daba mucho placer meter y sacar mi polla en ese anovirgen, tan apretado.

Asi que empece a moverme, primero despacio y luego mas fuerte. Con una mano le acaricie el coño un ratito, para acrecentar su placer. Enseguida respondio al estímulo, ahora si disfrutando la follada de su culo. Entonces retiré la mano de su coño y empece a darle nalgadas con mis manos mientras la follaba por ese culo tan prieto, ella empezo a jadear y gemir, ahora ya si de placer. Se llevo su mano al coño para frotarselo mientras yo seguía metiendo y sacando, golpeando con mis manos sus nalgas, que se fueron poniendo calientes y coloradas.

Ella empezo a germir mas alto y empezo a correrse bien fuerte entre gritos. Entonces yo que hasta ese momento habia controlado el ritmo para no correrme, en un momento pense en correrme antes que ella para “joderle” el momento.

Pero no lo hice, aguante hasta que ella tuvo su orgasmo “anal”, Y entonces yo cabalgue mas fuerta para ahora ya correrme a gusto dentro de su desvirgado culo.

Quedamos exhaustos los 2 y bien a gusto. Ella me beso con una sonrisa en sus labios.

Todavía cuando paso cerca de esa casa recuerdo este episodio tan “inesperado” y gozoso.

Sígueme en instagram: @babykarelvis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *